En la sociedad actual existen diversos estereotipos que pueden llegar a influenciar en los adolescentes, uno muy común es “el peso”. La sociedad a través de los medios de comunicación y las redes sociales te trata de vender dos tipos de campañas;  la primera donde te tratan de presentar el cuerpo perfecto por medio de modelos o personas famosas, cuando tal vez no sean los mejores modelos a seguir debido que la gran mayoría de esos cuerpos “perfectos” se han logrado por medio de dietas o hábitos  no muy recomendados para la salud y la segunda donde te hablan de amarte a ti mismo tal y como eres, una campaña donde te transmiten el amor propio sin importar la complexión de tu cuerpo; este punto de vista no es malo en su totalidad pero lleva a las personas que tienen problema con su peso, a esconderse detrás de este argumento y no querer ceder al cambio, un cambio que significa un bien mayor a su salud.

La adolescencia es una etapa donde existen muchas influencias externas, las cuales tienen un papel muy importante en la toma de nuestras decisiones. La adolescencia como todos sabemos es la parte de nuestra vida donde más cambios presenciamos, dejamos de ser un niño para convertirnos en un joven. Esta transición implica dos tipos de cambios: físicos y mentales.  Llegamos al punto donde ambos sexos masculino y femenino comienza a buscar la aprobación e inclusión de los demás, aquí es donde comienza el tema del aspecto personal. Cuando nosotros como jóvenes buscamos la aprobación de los demás tratamos de parecernos a ellos y en cuanto a la salud, comenzamos a considerar la decisión de empezar a hacer ejercicio o de comer saludable ya que llegamos a una etapa donde el aspecto para la gran mayoría lo es todo.

No es muy común encontrar jóvenes que tengan la pasión por el ejercicio. Los adolescentes tienen generalmente un poco de presión social y académica que viene junto con la transición niño-joven. Estudios indican, como promedio,  que los adolescentes dedican más de 7 horas a actividades extra (televisión, chatear, videos, películas, etc.) y por ese tipo de  tiempo quizás mal invertido se nos es difícil encontrar el tiempo para poder hacer actividad física. Desperdiciamos una etapa de nuestra vida donde tenemos demasiadas energías las cuales las podemos depositar aunque sea 1 hora diaria en realizar actividad física.

Una hora de las 6 o 7 horas que tenemos basta para que nosotros empecemos a notar el cambio, no solo en nuestra apariencia sino también en cómo nos sentimos. Según la OMS (Organización Mundial de la Salud) para los jóvenes la actividad física consiste en deportes, desplazamientos, actividades recreativas, educación física o ejercicios programados, en el contexto de la familia, la escuela o las actividades comunitarias.

BENEFICIOS DE HACER EJERCICIOS DIARIAMENTE:

  • Desarrollar un aparato locomotor (huesos, músculos y articulaciones) sano.
  • Desarrollar un sistema cardiovascular (corazón y pulmones) sano.
  • Aprender a controlar el sistema neuromuscular (coordinación y control de los movimientos).
  • Mantener un peso corporal saludable.
  • Aporta más energía a tu cuerpo.

CONCLUSIÓN

Nunca el hábito de hacer ejercicio va a ser un mal hábito pero tenemos que comenzar por hacerlo por nuestra propia decisión, no por la presión social, ni por querer ser aceptados en un grupo social sino hacerlo porque es saludable para nosotros. Les garantizo que una vez que empiecen a crearse este hábito cada vez lo tomaran con más entusiasmo.

 

CategoríaPacientes

HORARIOS DE ATENCIÓN

SERVICIOS MÉDICOS /
LABORATORIO CARDIOVASCULAR

De lunes a viernes de 8:00 a.m. a 5:00 p.m.

Sábado de 8:00 a.m. a 12:00 m.d.

LABORATORIO CLÍNICO

De lunes a viernes de 7:00 a.m. a 5:00 p.m.

Sábados de 7:00 a.m. a 12:30 m.d.

UBICACIÓN


mapa

CONTACTO

Teléfono: +(503) 2213-9400
Móvil (Whatsapp): +(503) 7862-6108

Dirección: Avenida Sierra Nevada y avenida Maracaibo, edificio XAYA 1er y 2do nivel, col. Miramonte, San Salvador

Derechos Reservados 2017.